Día 16, Dios sana y renueva el Alma / El poder de Sanar.

1 Tesalonicenses 5:23 dice: “y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo”.


y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres. Juan 8:32

Todos sabemos y creemos que Jesucristo nuestro Señor vuelve, y la Biblia también nos dice que todo nuestro ser, cuerpo, alma y espíritu deben ser guardados irreprensibles para Su venida. En nuestra mente están los pensamientos, en el alma la voluntad, y en el cuerpo todas nuestras funciones naturales. Dios nos creó tripartitos, como él mismo, pues Dios es Padre, Hijo y Espíritu Santo.


Generalmente enfocamos nuestra atención en cuerpo, descuidando las otras partes. Es fundamental sanar el alma. Por no hacerlo el cuerpo de Cristo experimenta muchas enfermedades físicas. Está comprobado, muchas enfermedades del cuerpo tienen un origen emocional. De hecho, la Biblia enseña que el buen ánimo del hombre ahuyenta la enfermedad.


El profeta Isaías profetizó que el Hijo de Dios también venía a sanar, vendar y consolar por medio de la unción del Espíritu Santo a los enlutados y quebrantados de corazón. El resentimiento, los deseos de venganza, la falta de perdón, los abusos, decepciones, etc, son situaciones que marcan y lastiman el alma la cual debe ser sanada y restaurada por Dios.


Cuando el alma no es sanada por el poder de Dios ni el corazón se dispone para la obra del Señor, esa situación sin arreglar será un escenario propicio para que el enemigo siga dañando a la persona, a quienes están a su alrededor e impulsará los pasos hacia el pecado.


La Biblia nos enseña que conoceremos la verdad y ésta nos hará libres. Dios quiere hacer subir de lo profundo de nuestro corazón aquello que está mal para que sea sanado y así obtener liberación para nuestra mente, sentimientos y corazón. Pero si hemos fallado él te ofrece consuelo, restauración, sanidad para que te levantes y sigas adelante.  Si no fue posible seguir Sus mandamientos, Él te ofrece consuelo para que sanes, te levantes y sigas adelante, siempre buscando la paz entre tus hermanos.


Reflexión: Dios es nuestro sanador integral, Jesús vino a sanar, restaurar y liberar el espíritu, alma y cuerpo del ser humano. Por eso entonces debemos con confianza acercarnos al Señor, y permitir que restaure nuestra mente, voluntad y emociones para ponernos a Su servicio completamente. Dios sana y renueva el alma herida y quebrantada.


Para Orar 1. Pida al Señor oportunidades para ser usado por Él como una vasija de sanidad para gente adolorida.

2. Ore y crea por una fresca unción del Espíritu Santo para orar por sanidad por aquellos en necesidad.

3. Ore por una mayor audacia y un mayor nivel de fe para dar un paso al frente cuando las oportunidades surjan.

33 vistas
Acerca de Nosotros

¡Obedeciendo el llamado del Señor desde 2010 para la Gloria de Dios!

Asistir al mandamiento en Mateo 28:19 acerca de recorrer las naciones para hacer discípulos, compartir las buenas nuevas del evangelio de Jesucristo.
 

Visitanos

Tel. 240-671-3614

 

5101 16th St NW

Washington DC 20011

 

cuerpodecristodc@gmail.com

Suscribete para obtener las últimas noticias del ministerio

© 2023 by HARMONY. Proudly created with Wix.com