La Oración




“La oración está justo en el corazón de la vida cristiana. Ser cristiano no es principalmente cumplir una serie de deberes; es conocer una relación con Jesucristo. Y la manera más característica en que esta relación se expresa es a través de la oración. Cuando oramos, hablamos a alguien a quien no podemos ver, lo cual no es una actividad natural. De modo que no es sorpresa que algunas personas que recién empiezan a orar encuentren difícil comenzar. No obstante, esta dificultad se evapora pronto, una vez que se ha establecido un patrón saludable de oración, y la oración se transforma en una nueva y sumamente enriquecedora dimensión de vida.”


Tom Smail

Deiros, P. A. (2012). La oración en el ministerio (p. 14). Buenos Aires: Publicaciones Proforme.



Conectate con Dios y toma tiempo para orar

Jeremias 33.3 dice

Clama a mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces.



7 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo